Lucha de clases en sentido de Pareto

Vilfredo Pareto fue muchas cosas en su vida. Italiano, economista, fascista y sociólogo. Probablemente fue otras muchas cosas más en su vida, pero las que más interesan aquí son las tres últimas: su faceta como economista, fascista y sociólogo.

Para comprender un poco por qué interesan esos aspectos de su vida conviene describir, de una forma del todo inexacta pero pedagógica los conceptos de lucha de clases y la eficiencia en sentido de Pareto. Finalmente tocaremos el tema del fascismo, subyacente en la visión de Pareto.

La lucha de clases se podría definir como la expresión de las contradicciones internas de un determinado modo de producción. La lucha de clases es la batalla que mantienen -unas veces de forma más evidente y otras menos- los oprimidos con los opresores por el cambio del statu quo. Así, los movimientos de liberación de tierras en la Edad Media era una expresión de la lucha de clases entre siervos y señores feudales; o las negociaciones salariales en la empresa moderna entre patronal y sindicatos. El objetivo de esta lucha de clases es desplazar el poder de unos en favor del de otros a causa del movimiento de estos otros. Por tanto, también es lucha de clases el forzar a un gobierno a destinar dinero a cubrir las deudas del capital financiero en lugar de destinarlo a las capas populares en forma de educación o sanidad.

Por otro lado nos topamos con el simpático término económico-social acuñado por Vilfredo Pareto: El de la eficiencia en sentido de Pareto. Este concepto nos dice que una situación será óptima (o eficiente en sentido de Pareto) si los demás no pueden mejorar si no es a costa de unos. Ejemplificando esto un poco: supongamos que existen tres individuos y cuatro plátanos. El plátano es un bien deseado por todos los individuos pero en el reparto de los plátanos el individuo A tiene tres plátanos, el B uno y el C ninguno. Esta situación sería pareto-eficiente (u óptima en el sentido de Pareto) dado que para que C tenga un plátano es necesario que A lo pierda. Del mismo modo ocurrirá para B y para A, que estos no podrán mejorar (tener más plátanos) sin que pierda otro. Eso es, en esencia, una situación pareto-eficiente.

¿Quien puede negar que el concepto de pareto-eficiencia no es el mejor de los conceptos económicos jamás inventados para la clase dominante? ¿Quién puede negar que A, beneficiado en el reparto inicial con más plátanos que el resto, estará muy conforme en que el mundo se organice en base a este concepto? Buena cuenta de ello se dieron los economistas del régimen para hacer de la eficiencia en sentido de Pareto la guía que debe regir el reparto de asignaciones. La justicia, la colmación de las necesidades, etc. no tienen sentido dentro del mundo económico neoclásico -dominante en nuestras escuelas y facultades-. El objetivo es alcanzar la eficiencia en el sentido de Pareto a través de intercambios simples, carentes de toda carga ideológica -y por ello, a la vez, repletos de ella-.

Y, como decíamos más arriba, sólo a un fascista se le pudo ocurrir tal estupidez. El mantenimiento del statu quo sólo puede ser promovido y defendido por un fascista. Y el concepto de pareto-eficiencia es el máximo exponente de una defensa institucionalizada del statu quo. ¿Cómo pueden las masas reclamar el poder si el poder ya está repartido y es un bien deseado por todos? ¿Cómo pueden los y las trabajadores y trabajadoras luchar por un mañana socialista a costa de desposeer a los capitalistas de su ganancia, si esta ya venía dada? No tiene sentido hablar de lucha de clases si el filtro que usamos es la eficiencia en sentido de Pareto y por eso fue rápidamente tomado por el establishment para sí este concepto. Por eso el fascismo se muestra en Pareto en su forma más descarnada, la de ser el peón del capitalismo. Ser, mientras este permanece en la sombra, su paladín más fiel. Su Paco el Bajo, para el señorito Iván de la obra de Delibes. Ese fascismo que dice “quietos, mirad para otro lado”. Tácticas qeu bien son usadas ahora también por el nacionalismo burgués catalán.

Por tanto conviene al joven estudiante de economía conocer, identificar y denunciar el verdadero sentido de la “eficiencia en sentido de Pareto” e incluso me atrevería a señalar a una amplia gama de profesores que ni siquiera se pararon a cuestionarse de qué iba realmente eso de la eficiencia paretiana.

 

Leer Más

Curso virtual sobre Economía Heterodoxa (marxismo y poskeynesianismo)

Creo que cualquier entrada propia estropearía la de mi colega Alberto que a fin de cuentas es él el que organiza el tema. Así que sin más, ahí os dejo su invitación:

 

Una de las grandes deficiencias de la izquierda política es la formación teórica. Y sabedores de ello un grupo de compañeros hemos iniciado un proyecto, que podríamos calificar como experimental, para estudiar las diferentes interpretaciones a la crisis que se están haciendo en el marco de la economía crítica o heterodoxa. Vamos a estudiar especialmente todas las interpretaciones marxistas y poskeynesianas, revelando todas sus diferencias pero también sus similitudes. Se trata de un proyecto abierto a todos y que esperamos cuente con una participación suficiente que nos permita pensar en proyectos más ambiciosos de cara al futuro.

Os invito a inscribiros en la plataforma virtual y a participar activamente en el proyecto, puesto que todos podemos sacarle partido a una iniciativa como esta. Comienza el lunes 4 de julio con un bloque introductorio y de “de-construcción de los prejuicios”. En la plataforma virtual se podrán leer y descargar todos los textos. Yo seré el coordinador y moderador del programa, que además os adjunto a continuación. ¡Animaos!

Objetivos del grupo de estudio

El grupo tiene un carácter experimental, por lo que no se establecen objetivos concretos. Se espera una participación relativamente reducida, pero con un número de participantes suficiente que incite a la realización de posteriores ediciones, más completas y preparadas.

Se garantiza que el grupo estará operativo con independencia de la participación final. Dada la intensidad de trabajo sugerida, aceptamos que ya es un objetivo en sí mismo el hecho de que los participantes tengan acceso a los documentos de referencia y a los resúmenes semanales que los organizadores elaborarán.

El objetivo abstracto es la formación teórica en economía desde una perspectiva crítica, seria y rigurosa. Se prestará especial atención a las ramas marxistas. En este programa del grupo de estudio no se profundizará en ninguna rama en concreto.

Requisitos para participar

Se requieren ciertos conocimientos de economía para poder entender la mayoría de los textos que se pondrán a disposición del grupo. No obstante, elegiremos los textos intentando que además de ser representativos sean asequibles para cualquier persona no economista.

Muchos de los textos están exclusivamente en inglés, de modo que se requiere facilidad de lectura en dicho idioma. De nuevo daremos preferencia a los textos en castellano, pero en muchos casos no tendremos más remedio que trabajar con los textos originales en inglés.

Metodología

Cada semana se trabajarán al menos dos textos representativos de cada escuela o tradición de pensamiento, aunque además proporcionaremos otros textos complementarios para aquellas personas que quieran profundizar. Todos los textos se subirán en la plataforma virtual del grupo de estudio.

Al comienzo de cada semana de trabajo se establecerán una serie de preguntas de referencia para que se inicie el debate de los textos. Las preguntas de referencia tienen como objetivo incitar a la reflexión de aspectos vistos en el texto, buscando la conexión inmediata con la realidad o el conflicto con otras ideas.

Los debates tendran lugar en los foros, y los moderadores procurarán en todo momento controlar tanto el tono como la longitud de los comentarios. Los comentaristas tendrán que tener presente la necesidad de sintetizar adecuadamente, así como el respeto al resto de participantes.

Al término de cada semana la administración presentará un resumen del tipo de pensamiento de cada autor, a fin de ir elaborando un documento de síntesis final que se presente al final del curso.

Elementos adicionales

La administración del grupo de estudio además de elaborar resúmenes semanales de los textos y sus debates también proporcionará toda la bibliografía que se le requiera a fin de entender mejor los debates y las cuestiones planteadas en los textos. Además, en la plataforma virtual se irá incorporando un glosario que contribuirá a la formación en economía.

Programa

Aunque la administración se reserva el derecho a modificar el programa en función del ritmo del grupo de estudio, se acepta el siguiente programa de referencia:

1. Introducción y panorámica de las diferentes interpretaciones teóricas de la crisis.

2. La economía radical y las estructuras sociales de acumulación (Kotz, Wolfson..)

3. La economía poskeynesiana-kaleckiana (Stockhammer, Onaran, Hein, van Treck…)

4. La economía neomarxista (Foster, McChesney y Magdoff..)

5. Los marxistas franceses (Husson, Dumenil y Levy, Chesnais..)

6. La tradición marxista de la New Left (Blackburn, Gowan…)

7. La teoría marxista de la financiarización (Lapavitsas, Research on Money and Finance…)

8. Los marxistas ortodoxos de la caída tendencial de la tasa de beneficio (Kliman, Shaikh…)

9. Otros teóricos marxistas (McNally, Brenner, Harvey…)

10. La economía ecológica

11. La economía feminista

Plazos

El programa comienza el lunes 4 de julio de 2011 con el primer bloque de lecturas, ya disponibles en la plataforma virtual. El lunes 4 de julio se lanzarán las primeras preguntas para que se debatan a lo largo de la semana. El ritmo será semanal y sólo se interrumpirá durante dos semanas en Agosto (del 15 al 31). El plazo estimado para la finalización del programa completo es de 3 a 4 meses.

ACCEDER AL CURSO

http://www.altereconomia.org/curso

Leer Más